9 razones para visitar Edimburgo antes de fin de año

Edimburgo es una ciudad conocida en el mundo entero por su fantástico festival y su programa estival de eventos; no obstante, con su torrente de atractivos para visitantes, magnífica historia por descubrir, experiencias gastronómicas de alta gama y una vibrante vida nocturna, la capital es un fantástico lugar para visitar durante todo el año. Que el verano haya terminado no significa que no haya un increíble mundo de actividades que hacer tanto en la ciudad como en sus alrededores, así que ¡vamos a por ella!

A continuación, presentamos algunas sugerencias para nuestra próxima visita.

1. Absorber conocimientos en fascinantes museos

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Dixie Deans (@dixdeans) on

Favorito de la capital, el National Museum of Scotland ofrece un sinfín de interesantes exposiciones, objetos antiguos y diversas colecciones que nos harán viajar en el tiempo, aunando naturaleza, arte, diseño, moda, ciencia y mucho más para nuestro disfrute.

El Scottish National Portrait Gallery es otra joya digna de mención. El edificio es, ya de por sí, una de las construcciones más emblemáticas de Edimburgo y, en su interior, nos encontraremos cara a cara con algunos de los famosos personajes que ayudaron a labrar el pasado, presente y futuro de Escocia, como María I de Escocia o el aristócrata Carlos Eduardo Estuardo, conocido como Bonnie Prince Charlie (Bonnie significa «bello» en escocés).

Si nuestro gusto artístico va más por las líneas del arte contemporáneo, recomendamos visitar The Fruitmarket Gallery, que reúne obras de algunos de los artistas internacionales más importantes, junto con desconocidas exposiciones, encargos y publicaciones asociadas a estos artistas (y es de entrada gratuita).

1
National Museum of Scotland

2. Asistir al Scottish International Storytelling Festival

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Anna Pe (@annapemagic_photography) on

Cuando el Scottish International Storytelling Festival aterriza en la ciudad, una ola de mágicos espectáculos, talleres, charlas y eventos invade Edimburgo —del 19 al 31 de octubre. Se trata de uno de los eventos de narración de historias más admirados del mundo, y el mayor de su clase, con multitud de encuentros comunitarios en los que se comparten cuentos, anécdotas, música, canciones, baladas y muchas más actividades para toda la familia.

Para aquellos a quienes un solo festival les sepa a poco, recomendamos visitar el Writer’s Museum y sumergirse en la vida y obra de tres leyendas de la literatura escocesa: Robert Burns, Sir Walter Scott y Robert Louis Stevenson. El museo nos invita a explorar una amplia selección de historias y objetos que relatan las vidas de los escritores y cómo sus creaciones se convirtieron en obras de reconocimiento internacional.

2
Writers' Museum

3. Abastecernos de frutas y verduras de temporada en increíbles mercados gastronómicos

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Realrocky (@real_rocky_road) on

Los productos agrícolas locales y de temporada de Escocia son algo de otro mundo, con mercados y puestos de comida que ofrecen la mejor selección de alimentos de toda la ciudad. Al pie del castillo de Edimburgo, no debemos perdernos el mercado de agricultores que se celebra todos los sábados en Castle Terrace, donde encontraremos ternera, cordero y aves de corral de granjas pequeñas, así como frutas y productos agrícolas orgánicos, pasteles, quesos, café, jabones, restaurantes itinerantes, ¡y mucho más!

Los domingos, Stockbridge Market reúne una variedad de comerciantes y puestos como Eden Mill Brewery, Caithness Smokehouse, Grams y Vanilla Cream Bakery, entre otros

3
Farmers' market

4. Admirar los colores otoñales

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Kick Ass (@kickasshostels) on

Los meses de otoño traen deslumbrantes colores y paisajes a la capital, creando una cálida y acogedora atmósfera allá donde uno vaya. Edimburgo cuenta, para nuestro deleite, con un buen número de jardines y parques donde recrearnos y admirar la naturaleza en todo su esplendor. Dirijámonos a Princes Street Gardens, The Meadows o Inverleith Park para descubrir la magia de árboles, arbustos y matorrales por nosotros mismos.

 

4
The Meadows

5. Tomarnos un reconfortante whisky (o dos)

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Louis Dardanne (@louis_dardanne) on

Una visita a los enrevesados y burbujeantes procesos de la elaboración de whisky en The Scotch Whisky Experience nos hará aprender los secretos, trucos y consejos de este negocio. Existe una gran selección de visitas guiadas y clases magistrales para elegir y disfrutar de un trago o dos de algunos de los mejores whiskies escoceses. Y, por qué no, podemos entrar en la tienda al final de nuestra visita y llevarnos a casa una botella del que más nos haya gustado.

5
The Scottish Whisky Experience

6. ¿O quizás seamos más de ginebra?

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Heather Davidson (@missfeatherbee) on

Para los amantes de la ginebra, recomendamos visitar Summerhall Gin Distillery para asistir a una visita guiada con degustación donde aprender más sobre la producción de la bebida y cómo cada botella es destilada, encerada y empaquetada con esmero. Merece la pena probar alguno de los peculiares cócteles en uno de los muchos bares de ginebra del centro de la ciudad, o apuntarnos a una visita a Edinburgh Gin Distillery en el lado oeste para descubrir la tradición escocesa que se esconde tras esta bebida.


 

 

6
Edinburgh Gin Distillery

7. Asistir a las celebraciones de la Navidad y Hogmanay en Edimburgo

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Edinburgh's Hogmanay (@edhogmanay) on

El invierno es una época maravillosa del año, ¿y qué mejor manera de pasarlo que con amigos y familia en el fabuloso decorado de Edimburgo? Ninguna otra nación celebra Navidad y Año Nuevo como Escocia, así que dirijámonos a la capital para descubrir deliciosos mercados gastronómicos, animadas fiestas callejeras, encantadores festivales y tradiciones centenarias, todo envuelto de un gran espíritu navideño. Recomendamos visitar la popular pista de hielo, entre otras muchas atracciones en Princes Street Gardens, comprar regalos en diferentes mercadillos, asistir a espectáculos navideños maravillosos y muchas actividades más.


 

 

7
Princes Street Gardens

8. Rosslyn Chapel, Midlothian

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Andrea from Turin, Italy (@gally76) on

Una joya en las afueras de Edimburgo, Rosslyn Chapel es un popular reclamo para visitantes de todos los confines del planeta, ubicado en un lugar de belleza excepcional, que se puede visitar durante todo el año. Es el momento de descubrir innumerables teorías, mitos y leyendas que la capilla esconde en su pasado, con visitas guiadas y experimentados guías que nos sumergirán en la fascinante historia de este majestuoso edificio.

8
Rosslyn Chapel

9. The Forth Bridges

 
 
 
 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Derek McLuckie (@derekmcluckie) on

Atravesando el fiordo de Forth se encuentran tres de los puentes más emblemáticos de Escocia: Forth Bridge, Forth Road Bridge y Queensferry Crossing. Conectando Edimburgo con el condado de Fife, estos puentes son unos auténticos monumentos. Caminar sobre el Forth Road Bridge nos hará maravillarnos con las increíbles visitas que ofrece o, si no nos gustan mucho las alturas, podemos pasear por South Queensferry y admirar el tamaño de los puentes desde abajo.

9
Firth of Forth
05 Oct 2018(last updated)

Localización

    Localizaciones