Anglesey

La última morada del San Valentín galés (San Dwynwen), la Isla de Anglesey siempre ha sido un destino popular para los enamorados. La pareja real, los Duques de Cambridge, se instalaron aquí poco después de casarse, puedes combinar una escapada romántica con la esperanza de verles.