Alojamiento

Alojamiento sin pensión (self-catering)

¿Por qué elegir una propiedad de alquiler vacacional?

En lugar de depender de un hotel que te proporcione todas las comodidades, ¿qué te parece sumergirte en la cultura británica optando por un alojamiento de alquiler vacacional? Tanto si decides alojarte en una pintoresca casita en Cornualles como en una residencia urbana en Escocia, podrás disfrutar de la vida independiente que te facilita este tipo de alojamiento.

 

¿Dónde deberías alojarte?

Dispones de propiedades de alquiler vacacional por toda Gran Bretaña, tanto en ciudades históricas como en bellísimos pueblos o hermosísimas islas. Hay tantos destinos fascinantes en el Reino Unido que el problema va a ser elegir. Lo mejor del alquiler vacacional es que puedes seleccionar el lugar que más se ajuste a tu bolsillo. Así que, tanto si te vas a permitir un alojamiento de lujo como si dispones de un presupuesto más ajustado, hay muchas opciones para escoger.

Si buscas un alojamiento más bien rústico para un presupuesto asequible, siempre puedes consultar sitios web como Airbnb y One Fine Stay, que te permitirán rodearte realmente del estilo de vida local.

 

¿Qué puedes esperar encontrar?

Sería buena idea buscar un libro de cocina británica y experimentar con las recetas tradicionales durante tu estancia en una propiedad de alquiler vacacional del Reino Unido. El alojamiento debería incluir todos los electrodomésticos y utensilios necesarios para preparar tu propia comida. No olvides comprar estupendos ingredientes británicos para preparar las recetas británicas.

 

Repasa tus opciones:

  • Un hogar lejos del hogar: con electrodomésticos para hacer la colada y extras para que el lugar resulte acogedor. Disfrutarás de una cocina equipada y libros para leer. Un lugar perfecto para una cómoda escapada lejos de la realidad cotidiana.
  • Reconectar con los amigos: tanto si os apetece realizar un viaje dedicado al golf como un fin de semana divertido en una ciudad bulliciosa, disfrutarás de poder pasar el tiempo con los amigos sin interrupciones.
  • Come lo que quieras cuando quieras: puedes disfrutar del desayuno en un café a la vuelta de la esquina, una comida en plan pícnic en la cima de una colina y cocinar la cena en tu alojamiento. Tú decides.
  • Un toque de lujo: si te decides por un apartamento con servicio, puedes pedir toallas limpias o que te traigan el desayuno; genial para los que buscan lo mejor de cada tipo de alojamiento.